Toquecitos cortos

Da pelea para mantener firme la esperanza de evitar el descenso. Regreso al gol del Chengue, primero de Fafi y hasta los palos jugaron para Lomas. “Comenzamos una nueva racha al sacar 6 de los último 9 puntos”, dijo el Búfalo.

Por Pablo García

• Gritar un gol de Celeste: Suena raro para cualquier hincha del Milrayitas festejar un gol de ese color, pero fue un gran alivio que Fafi abriera de manera temprana el marcador para Los Andes. ¿Y cómo no celebrarlo? Ardiles tira centro que Celeste no llega a controlar del todo, pero Morales se olvida la pelota y el 10 del local aprovechó para avanzar y sacar un furibundo derechazo ¡Golazo! El primero en el conjunto de Lomas, donde estuvo casi 230 minutos en cancha oficialmente de la última incorporación del conjunto lomense, y después de siete meses de su último partido oficial. Felicidad para Francesco y con dedicatoria especial…

• Regreso al gol del Chengue: Cuando parecía que la barricada se caía y los palos de Romero habían dado todo para proteger la exigua ventaja, llegó un contragolpe comandado por Espeche, remontó vuelo Arbello para ponerle con precisión la pelota en los pies al Chengue en plena área y solo. El goleador solo tuvo que cruzar un zurdazo para sacarse la mufa después de nueve partidos sin convertir y darle tranquilidad al equipo. “Lo miro al Chegue y le dije apurate que es la última. ‘Hago un gol y sácame’, me respondió. Y se le dio. Te banqué seis partidos para que metas un gol, le acabo de decir”, señaló entre risas Guillermo Szeszurak tras el partido. “Esperemos que sea su momento”, agregó. Jonatan Morán cosechó once (11) tantos, de los cuales cuatro (4) fueron con zurda y el resto de cabeza, con los que sigue como escolta en la tabla de goleadores detrás de Lucas Scarnato, con cuatro tantos más.

• Esta vez la suerte de nuestro lado: Para ganar no siempre tiene que ser 100% virtud; el destino también puede patear a veces para nuestro lado. Y además de las atajadas de Romero, como el mano a mano que le sacó a Kruguer o un cabezazo clave en el complemento, hubo cierta fortuna que jugó para Los Andes. “Teníamos que buscar los tres puntos a cualquier costo y lo conseguimos con un equipo ordenado y los palos de nuestro lado, que hay que agradecerlo”, señaló Szeszurak. Y sí, los palos fueron fundamentales para rechazar los remates de Sosa, Morales y un desvío exigido que realizó el Chino. “Nos faltó mucho desde lo futbolístico. Comenzamos saliendo a jugar desde abajo con proyección y llegando con gente al área. Y luego de meter el gol y parece que no podemos seguir jugando”. “Nos costó agarrar la pelota. Se vive una presión grande y pelear para no descender no es para cualquiera (…) No fue el partido planeado, pero logramos los tres puntos”, agregó.

• Un todoterreno: Mateo Ramírez ya jugó en Los Andes en su sector natural como mediocampista, como volante derecho y hubo partidos que lo hizo de zaguero central. Ayer lo hizo a pierna cambiada por el sector izquierdo como lateral, algo que le recalcaban desde el cuerpo técnico visitante a sus dirigidos, pero lo hizo bastante bien ganado casi todo de cabeza y cerrando su sector. “Siempre jugué con laterales por izquierda con laterales con pierna hábil derecha con llegada al gol, como lo hice en Argentino de Quilmes y Riestra. Esto lo hice porque vi muy distraídos en el último partido a Digiano y Medina, quien hoy cumple una suspensión, y decidí cambiar el sector”, dijo el Búfalo. “Mateo (Ramírez) es un jugador potencialmente bárbaro con un físico extraordinario, un despliegue muy bueno y pases interesantes. A veces fue salida y por momentos salió bien”, concluyó.

• Amarilla antes de entrar: Cuando estaba en pleno precalentamiento y al costado del terreno, Luciano Vargas recibió una amonestación por reclamos, sin siquiera estar dentro de la cancha. “El 13 fue amonestado”, gritó el árbitro Mauro Biasutto para que escucharan propios y extraños. Poco le importó al Búfalo quien lo metió en cancha para cubrir el sector derecho. Con esta nueva tarjeta, Vargas llega a la quinta acumulada y se perderá el próximo encuentro ante el Cartero. Mientras, el Pola Lugarzo y Kito Peralta están en el límite de 9 amonestaciones acumuladas… 

• La legión de ex Milrayitas: El Tambero tiene en sus filas a una cuantiosa cantidad de ex Los Andes, pero ayer solo Lucas Díaz, hermano del arquero Federico, fue el único que estuvo entre los once iniciales. Luego entró Fernando Ferré, quien no pudo conectar bien un centro cuando Romero tuvo una salida en falso para cortar un centro. Afuera quedó Guille Ojeda, pero recibió un gran abrazo del Chengue (ex compañeros en Merlo) previo al inicio como de varios más. Pero quien vivió solo pocos minutos en cancha y se fue expulsado fue Marcelo Moya, parte del cuerpo técnico de Zermatten. El árbitro echó a la Flaca por diversos reclamos.

Martes 23 de Agosto de 2022 | Fútbol Profesional


subir