Color local

Lindo domingo en Lomas. Repasamos lo que dejó el empate con Estudiantes. La exhibición del Running Team de Los Andes, el reconocimiento a Zeballos por los 100 partidos, el tanto de Córdoba, la vuelta de Galeano y la siesta del asistente...

 

Por Pablo García

CENTENARIO: Al haber llegado a la cifra en el partido contra Douglas Haig, Luis Zeballos fue reconocido con la entrega de una placa por haber alcanzado los 100 partidos oficiales con la Milrayitas, desde aquel debut en agosto de 2012 contra Morón. El actor Martín Bossi junto a dirigentes de la institución fueron los encargados de darle el cuadro al volante, quien además recibió la primera ovación de la tribuna por el juego que despliega y su esfuerzo para recuperar la pelota. Luego desató nuevamente el clamor popular “Negro, Negro…” por su gran acción para que Córdoba abra el marcador. Sobre el final del encuentro se ganó la amonestación por un agarrón, con la que acumula llega a la quinta amarilla y se perderá el partido contra Sp. Belgrano. En estos más de 100 partidos convirtió cinco goles y tuvo tres expulsiones.

GOLES SON AMORES: Estaba esperando solo que le dieran la pelota para sumar un tanto más en su haber. Así, Jorge Córdoba llegó al cuarto tanto en el torneo (los otro fueron a Guaraní, Independiente Rivadavia y Patronato) y es el goleador del equipo. Sin embargo, le falta convertir otros cuatro más para alcanzar a Fernando Zampedri, el actual Pichichi del campeonato.

NO ZAFÓ DE LA GOLPIZA: A pesar que recién sale de estar entre algodones, Diego Galeano no pudo evitar que sus compañeros fueran cargosos en la entrada en calor previa al partido. El Chapa recibió golpes, patadas y agarrones de sus compañeros cuando realizaban “el loco”. Pero cuando entró en el partido también lo hicieron los rivales. El delantero sigue sumando minutos para su estado a punto en lo físico, tras recuperarse de la lesión.

A LAS CORRIDAS: En el entretiempo, el Running Team de Los Andes nos regaló un domingo diferente, al realizar una exhibición de la disciplina en pleno campo de juego, con una escenografía que inclusive tenía arcos inflables. El grupo tuvo un circuito donde realizaban una breve pero intensa preparación física y luego arrancaban con pasadas por el verde césped del Gallardón. La actividad que tuvo sus inicios el pasado año y en que sus participantes ya tuvieron varias pruebas atléticas representando al club, se dicta los lunes y miércoles de 20:30 a 22 en el estadio, con un costo mensual de $170.

NO LO DEJAN DORMIR LA SIESTA: Si bien un estadio de fútbol es un ámbito donde se  intenta gozar con el espectáculo deportivo, también puede ser solo trabajo para algunas personas. Y es así como un asistente de cámara se tiró detrás de un cartel de publicidad para recuperar el sueño perdido. Un par de pelotazos lo despachurraron de su siesta pero llegó el golpe final, que pondría fin a sus sueños: con una bronca tremenda, Diego Cisterna le pegó un fuerte pelotazo al cartel, porque el árbitro no cobro córner, e hizo que el muchacho saltara casi pasmado del susto. Con los ojos abiertos y desorbitados, la pesadilla se hizo realidad y sintió una y otra vez como la pelota le peinaba la cabellera. Ah, Cisterna se ganó la amonestación, aunque el joven hubiese pedido la expulsión del 10 de Los Andes…

 

Lunes 20 de Abril de 2015 | Fútbol Profesional

subir