El sobreviviente

Será la quinta temporada de Javier Bergés en el plantel milrayitas. Solo Marcos Britez Ojeda lo supera en partidos.

Por Pablo Varela y Leandro Saltamerenda

Juegue mucho, o poco. Atrás, o en el medio; adentro de la cancha o alentando desde la platea. El Conejo Bergés siempre está. Con Marcos Brítez Ojeda es el único sobreviviente de la primera temporada de esta última etapa en la B Metro.  Y ahora otra vez luchará por un lugar. "Tengo una alegría enorme  por haber terminado un pretemporada completa, después de dos años de no poder hacerlo. Todos mew ayudaron mucho en los momentos difíciles", dice.  

Formado en las inferiores de San Lorenzo, Javier llegó al club para la temporada 2004-2005, en aquella recordada campaña del Nene y el Pato. Postergado por la dupla Jonathan Maidana-Antonio Perez, la chance para le llegó como volante, el 10 de abril del 2004, en la victoria ante Flandria como local 3-2. Ese dia Los Andes salio con: Peruscina; Mongioi, Maidana, Perez y Ferrantino; Coto, Bergés, Ruiz Díaz y Bazán; Vega y Tridente. En total fueron 12 partidos en aquella primera temporada.

Tuvo un panorama mejor en la segunda rueda, cuando Chicho Maidana estaba disputando el torneo Sudamericano juvenil con la Selección argentina. No pudo consolidarse como titular poque el puesto lo había acaparado el uruguayo Alejandro Bertoldi. Pero el Conejo era el cambio cantado y ya estaba aportando lo suyo para el grupo.

Lo mejor de Bergés en Los Andes vendría en la temporada 2005-2006. Jugó 32 partidos sobre 34 y se convirtio en uno de los simbolos de aquel plantel que arrancó con Jorge Vendakis, siguió con la vuelta de la dupla Díaz-Aimetta y termino el año con Eduardo Pizzo. Fue expulsado una sola vez: con Platense, de visitante, en un 0-1.

Con la continuidad de Eduardo Pizzo, en la 06-07, lidió con nuevos refuerzos como Iarossi, Balanda y luego Arébalo y Sosa Molina. En el apertura 2006 solo jugo 6 partidos, 4 de ellos de titular. Pero lo peor en su carrera estaba por llegar: en 2007 una ruptura de ligamentos cruzados lo dejó afuera del equipo por el resto del torneo.

Alli comenzo una lenta recuperación. Con Alberto Pascutti iba a ser tenido en cuenta por el cuerpo técnico pero una nueva recaida en su rodilla lo dejo al margen.

Hubo una nueva intervención y hoy con toda la fuerza de su voluntad Javier Berges esta de vuelta para seguir peleando por esta camiseta que adoptó como propia.

¿Cómo estás de la lesión y cómo te sentís físicamente después de esta pretemporada?
La verdad que bien. Estoy muy contento porque pude completar la pretemporada a la par del plantel. Es una felicidad muy grande. Venía de dos pretemporadas de no poder completarlas y haber podido terminarla me da una alegría enorme.

Después de tanto sufrimiento por los problemas físicos ¿de quién te acordás?
De todos; los compañeros, los directivos que se portaron muy bien conmigo y por supuesto la familia, que siempre cuando uno llega a casa está un poco amargado y ellos te sacan adelante. Y tampoco me puedo olvidar de los médicos y los kinesiólogos, que me ayudaron muchísimo y en todo momento estuvieron cerca mió. 

¿Es una motivación especial reintegrarse al grupo tras conseguir un ascenso?
Sí, esa es otra alegría. Uno lo que siempre soñó cuando llegó al club era ascender. Por suerte pude ser parte de esto. A pesar de que no pude jugar los últimos partidos por una lesión, yo me siento participe.

¿Cómo fue la respuesta del cuerpo técnico en este nuevo ciclo?
Bien, sin problemas. Soy uno más del plantel, ya estoy haciendo fútbol y voy a pelearla como cualquiera.

¿Cómo ves al equipo de cara al torneo que viene?
Por ahora estamos bien, pero me parece que es muy pronto hacer una análisis futbolístico. Hay que ser cautos y tenemos que pensar que hicimos una gran pretemporada, sobre todo en lo físico, y que nos va a servir de base para todo el año.

¿Qué pensás de los refuerzos que llegaron?
Se acoplaron sin drama y creo que eso es una de las virtudes de este plantel. Más allá que se hayan ido algunos jugadores, los que vinieron enseguida entendieron que el grupo está por encima de cualquier cosa y se adaptaron muy bien. Ya hay mateadas entre nosotros y a pesar de que exista más afinidad con algunos que con otros, estamos muy unidos y tiramos todos para el mismo lado.

¿Cuáles son los objetivos personales y colectivos para el semestre?
En lo personal ponerme diez puntos físicamente para poder pelear un puesto y en lo grupal, lo de siempre, Los Andes es un equipo grande y sabemos que no vinimos de paseo a la B Nacional. Queremos ser protagonistas y eso es lo que vamos a intentar.

 

EL CONEJO EN CIFRAS

2004/2005        12 partidos
2005/2006        32 partidos
2006/2007          6 partidos
2007/2008        17 partidos
Total                   67partidos

Expulsiones            1

Goles               No marcó

Temporadas         4

Junto con Britez Ojeda (105 partidos) y Castagnino (65 partidos), es uno de los históricos de este plantel.

 

 

Viernes 1 de Agosto de 2008 | Fútbol Profesional

subir