Grito de campeón

Las chicas lo lograron. El equipo de Mayores de Voley venció 3-1 en la final a Defensores de Banfield y se quedó con la Copa de Plata de la LIVO. SUR. Merecido por todo el esfuerzo durante el año y esta semana tan especial.

 

Emoción. Alegría. Recuerdos. Muchas sensaciones encontradas. Después del difícil momento que les tocó vivir la última semana en la Sede Social, nuestro equipo femenino de Mayores del Voley venció 3-1 (25-20, 25-22, 23-25 y 25-12) a Defensores de Banfield en la final de la Copa de Plata de la LIVO. SUR y cerró la temporada como todo deportista sueña. Con la vuelta olímpica, festejos y un grito de corazón: Campeonas. Salud, chicas.

Nuestras Gladiadoras jugaron un partidazo. De principio a fin. Ni siquiera en el tercer parcial que terminó en manos del Verdinegro bajaron los brazos. Las dirigidas por Marcelo Prato pelearon hasta el último punto y estuvieron cerca de liquidar el pleito antes de tiempo. Pero no pudieron. Defe cerró bien el set y la historia se estiró al cuarto. Y ahí llegó el climax. Increíble.

No es exagerado. Gran actuación colectiva y muchos picos individuales en alto nivel. Desde la garra de la líbero Eliana Fernández, pasando por la potencia ofensiva de Leticia Sarría y Paula Pereyra hasta llegar al gran aporte en defensa de las centrales Carolina Osobourne y Florencia Moyano. Todas rindieron. Todas contribuyeron con la causa.

El primer parcial fue cambiante. Con puntos largos, mucho cuidado de ambos lados y un cierre a toda orquesta de Lomas. Meli Montiel, nuestra armadora estrella (gran futuro), abrió bien el juego a Leticia y la punta metió una pelota envenenada para estirar las cosas a 18-13 y darle tranquilidad a Lomas. Inalcanzable.

En cambio, para los dos sets siguientes, la mano cambió. Defensores ajustó el bloqueo y los sets se definieron en el sprint final. El saque de Noelia Alcaraz y el temperamento de Paula Pereyra resultaron clave para alcanzar el 25-22 y Defe, ante la reacción Milrayitas en el tercero, ganó con susto 25-23.

Pero la ilusión del conjunto banfileño duró un suspiro. Porque Lomas salió a jugar el cuarto parcial con dientes apretados y redondeó un triunfo soñado. Fue 25-12 y el título. Para festejarlo adentro y afuera de la cancha. Por un momento, el Club Portela parecía el Gallardón. Con mucho apoyo de familiares, amigos e hinchas del Rojo que se acercaron a alentar a las chicas. 

Caro, Flor, Leti, Pau, Meli, Noe, Eli, las Debo, Vale y Brenda, que no pudo jugar por los cortes y golpes sufridos el último día. A todas ustedes, felicitaciones y gracias por dejarnos formar parte de esta historia. De su historia. Salud nuevamente, CAMPEONAS.

 

 

Domingo 8 de Diciembre de 2013 | Voley Femenino

subir