Toque de distinción

En Armenio lo apodaban el "distinto" y en poco tiempo se convirtió en figura. Hoy Cristian Ortiz vive otro presente: recaló en Lomas para pelear arriba. "Vengo a aportar mi fútbol", expresó el volante pedido por De la Riva.

 

Vamos a ser sinceros. Hace un par de meses atrás leíamos algunos tweets de colegas de Armenio que hablaban del “distinto” del equipo. Cuando lo quisimos ver en acción ante Los Andes una lesión nos dejó con las ganas y nos tuvimos que conformar con meros comentarios. Pero hoy la historia cambió. Cristian Ortiz, el jugador a saber, firmó en Lomas y a partir del próximo lunes estará a disposición del entrenador Felipe de la Riva para demostrar que los elogios que nos llegaban de Maschwitz eran merecidos. Ahora será cuestión de prestar atención y ojalá que disfrutar. Para dar el salto, el Milrayitas necesita su toque de distinción…


¿Cuál son las primeras sensaciones al saber que ya sos jugador de Los Andes?
Estoy muy contento y es un orgullo ponerme esta camiseta. Ya el año pasado cuando vine con Armenio dije ‘ojalá algún día pueda vestir esos colores’ y acá estamos. Es un club grande, que tiene una hinchada muy seguidora y a nivel institución lo mismo. Hoy por suerte se me está dando esta oportunidad y espero aprovecharla al máximo.

Tuviste un gran año en Armenio y te querían retener, ¿por qué decidiste venir a Lomas estando tan cómodo en tu anterior club?
Porque lo sentía así. Vos pregúntale a cualquier jugador de la Divisional y todos mueren por ponerse esta camiseta. Si bien se habló algo de ir a Chacarita, cuando me dijeron "Los Andes" no tuve ninguna duda y me mentalice que quería jugar acá. Además le quiero agradecer a la gente de Armenio que siempre se portó muy bien conmigo y no me puso ninguna traba para venir.

Hoy Los Andes está más aliviado con los promedios, ¿sos consiente que venís a un club con pretensiones altas?
Sí, seguro. Uno viene con la meta de pelear ahí arriba. Espero el lunes a conocer a mis nuevos compañeros y empezar a trabajar para que cuando arranque el torneo podamos dar lo mejor de nosotros.

El Gallardón es una cancha grande y que te permite jugar, ¿eso le puede sentir bien a tu juego?
Sin dudas. La cancha tiene dimensiones amplias, con un césped espectacular y para un enganche siempre es importante. Uno aspira a jugar bien y tener espacios que te den la libertad para hacerlo.

Además sos un jugador que puede jugar en varios puestos del mediocampo…
Sí, en Armenio la última temporada me pusieron siempre de enganche, pero de acuerdo a como va el partido puedo hacerlo en otro lugar, ya sea de doble cinco adelantado o más a los costados. Siempre trato de adaptarme a las necesidades del equipo.

Jugaste mucho tiempo afuera del país, ¿te hizo bien esa experiencia?
Claro que sí. Jugué casi siete años en el exterior: cuatro en Peru y tres en Brasil. Y la verdad que crecí mucho en lo futbolístico y también desde lo personal. Me tocó irme de chico y aprendí a ser más profesional y aferrarme a la familia.

Hoy con 31 años, ¿cómo te llega esta incorporación a Los Andes?
Me agarra de la mejor manera, con más experiencia y ya sabiendo de que se trata jugar en esta categoría. Fue el segundo año consecutivo que me tocó hacerlo en la B y hoy me siento más cómodo. Si bien se lucha demasiado, lo importante es intentar y creo que en Armenio las cosas me salieron bastante bien.

¿Cuál es el mensaje para el hincha de Lomas?
Que vengo a aportar mi fútbol y voy a tratar de brindarme al máximo para que este equipo pueda volver a ser protagonista.

 


 

Viernes 14 de Junio de 2013 | Fútbol Profesional

subir