Físico y charla

Los Andes regresó este martes a los entrenamientos en Pasteleros. La mañana comenzó con ejercicios intermitentes y finalizó con una fuerte autocrítica. La buena noticia es la evolución de los lesionados.

Almagro y nada más. Tan trillado y real. Los Andes afrontará el próximo lunes una parada sumamente decisiva. Justo frente a un equipo que aspira a entrar al Reducido. A una fecha antes de visitar al vecino Temperley. Después de dos derrotas consecutivas y tras perder con Tristán Suárez, último en la tabla y que no ganaba hace 16 fechas. Hay motivos de sobra para recuperarse…

El lunes, reflexión en casa. El martes, regreso a los entrenamientos. Desde temprano se entrenó en Pasteleros. Y dentro de tantas malas, la buena noticia tuvo como protagonistas a los lesionados. Es que tanto Emir Ham (distensión muscular) como Eduardo Vilce (tendinitis rotuliana) pudieron trabajar a la de sus compañeros y no tuvieron molestia alguna. Además, Leandro Corulo, en recuperación de un esguince severo de rodilla, sorprendió con un trote más que alentador.

Con físico y charla. Así se abrió la jornada. Tras algunos movimientos precompetitivos, el preparador físico Diego Cinello dividió el plantel en dos grupos y diagramó un ejercicio intermitente más intenso y prologando de lo habitual. Casi una hora y media a pura marcha y sin bajar las exigencias.

Pero la mañana no terminó ahí. Se veía venir. Concluidas las tareas de elongación, el técnico Raúl Cascini volvió a juntar a todos los jugadores y comenzó la autocrítica. Una autocrítica muy esperada y que se extendió por espacio de 25 minutos. A ver si el próximo lunes da resultados…


PROXIMO ENTRENAMIENTO: Este miércoles a partir de las 9 en el Sindicato de Empleados de Pasteleros.

Martes 6 de Marzo de 2012 | Fútbol Profesional

subir