Pasó la maquinita

Rito cumplido. Los chicos volvieron pelados. A esa edad crece rápido...

El clásico de la pretemporada. Un par de veteranos agarran la tijera -Cubito Cáceres y Waltar Alcaraz, en este caso- y atacan sin piedad a los juveniles. Unas horas con unos matorrales infames diseminados por la cabeza y después, sí, permiso para el rapado a cero.

Y así volvieron de Santa Teresita  Nico Paz, Fede Díaz y Guille Ojeda (arriba); Gargiulo, Viegas, Leo Aguirre y Bravo (abajo). Faltó Leandro Corulo, retrasado en la habitación...

Sin pelo, pero felices, obvio.

Martes 12 de Enero de 2010 | Fútbol Profesional

subir