Aguante Milrayitas

Celaya-Bogao es la pareja de centrales elegida para evitar la embestida de Armenio. Sí, el técnico Luis Blanco buscó altura para la defensa y la encontró. Uno mide 1,85 y el otro 1,90. Qué tiren centros ahora...

Por Leandro Saltamerenda

Fueron la dupla defensiva en gran parte de la pretemporada. Jugaron varios partidos juntos, pero nunca de manera oficial. Ahora están cerca de cumplirlo. Ellos son Ignacio Celaya y Julián Bogao, las dos torres de este herido Los Andes. La derrota ante Nueva Chicago no solo dejó conclusiones negativas, si no que también causó un hueco en el fondo. Patricio Grgona recibió la tarjeta roja y Luis Blanco encontró en el joven defensor la solución a sus problemas. Y, después de complementarse muy bien en los ensayos del miércoles y el jueves, el técnico les ratificó la confianza y los confirmó como los marcadores centrales para jugar ante Armenio. Son los abanderados de la defensa. Aguante Milrayitas…
“Estamos bien, tranquilos, y pudimos mejorar muchas cosas durante la semana. Somos concientes de que no hicimos un buen partido la fecha pasada y ahora hay que mirar para adelante y ganar como sea”. Las palabras corresponden a Celaya, aunque fue el pensamiento general de todo el equipo. Y Bogao, a pesar de haberlo visto desde afuera, también hizo un mea culpa: “Fue un partido raro. Nosotros no jugamos nada bien y a ellos le salieron todas. Tampoco hay que quitarles méritos. Creo que no lo esperábamos y fue un baldazo de agua fría”. Sí, fue impensado porque el Rojo venía de empatar sobre el final ante Defensores y lograr un trabajoso triunfo con San Telmo. Ahora, frente al Tricolor solo sirve la victoria. “Si apretamos bien en todos los sectores de la cancha y no cometemos desatenciones atrás vamos a lograr el objetivo que nos trazamos”, coinciden.
Por arriba no. El ex Morón mide 1,85. En cambio, su compañero de zaga 1,90 y es el más alto del plantel. Y qué bien le viene al CALA esta inclusión. Porque dos de los tres goles recibidos ante el Torito llegaron por la vida aérea. ¿Vos que pensás Nacho? “Eso suma muchísimo. Además de ir bien arriba, Julián tiene unas condiciones bárbaras y le va a servir mucho al grupo. A medida que vayan pasando los partidos se va a ir afianzando y esperemos que salga todo bien”, explicó. “No quiero volverme loco. A veces lo tomó como una presión extra y me gusta. Pero tengo que ir de a poco. De por sí, para mí es un orgullo integrar una defensa con tanta experiencia. Hay una competencia muy linda y eso es lo que hay que destacar. Ahora me toca jugar al lado de Nacho y ojalá que pueda aprender lo mejor posible”, agregó Juli.
Y, ¿qué opinan del reencuentro con el público de Lomas”: “Es muy importante volver a jugar de local así que trataremos de hacernos fuertes y dejar todo para que la gente nos apoye y se vaya a la casa con una alegría”, manifestó el cordobés. Por su parte, el zurdo del Sur explicó: “Ojalá que la gente aliente desde el primer minuto. Eso puede ser una presión para ellos y una motivación hacia nosotros”. Clarito. Así piensan las torres del CALA. Aguante Milrayitas…

Viernes 11 de Septiembre de 2009 | Fútbol Profesional


subir