Puede ser un gran día

El sueño del Hockey llega a su clímax más esperado. Los Andes visita este sábado a Campana BC y tiene la posibilidad de lograr el ascenso de categoría. Vivimos la previa junto al entrenador Gastón Bonelli y las jugadoras Jesica Jacquemín y Lolo Galván.

Horas nos esperan de lo que puede ser otro día histórico para el Hockey de Los Andes. A tan solo cuatro años de iniciar un camino lleno de sueños y desafíos por cumplir, el equipo principal visitará a Campana BC con la ilusión de dar el último paso y lograr el primer ascenso para la actividad. ¿Se acuerdan dónde comenzó ésta historia? En un rinconcito de cemento del Gallardón. Bueno, hoy ya afianzado con dos tiras en la Asociación, el Mil Rayitas quiere festejar y lo palpitamos junto a tres protagonistas de lujo: el entrenador Gastón Bonelli, la histórica y capitana Jesica Jacquemín y la jugadora "franquicia" Lolo Galván.

¿Cómo viven las horas previas?

Gastón Bonelli: Por lo menos yo estoy con mucha tranquilidad. Sabemos que ya está casi todo hecho y simplemente es cuestión de tiempo. Restan tres fechas para que termine el torneo y la lógica indica que si ganamos ascendemos. Pero tenemos que seguir de la misma forma sabiendo así llegamos hasta acá y no hay que volverse locos.

Lorena Galván: Yo estoy con mucha expectativa, con mucha ilusión. Nosotros empezamos el torneo con las ganas de subir la vara e ir escalón por escalón y no sé si nos imaginamos que las cosas se nos iban a dar siempre tan positivas. Pero creo que ya en la primera ronda, al ver los resultados que habíamos obtenido nos fuimos soltando y empezamos a ver que no estábamos tan lejos de ese sueño.

Jesica Jacquemín: Particularmente siento ansiedad, nervios, muchas ganas. Esto es algo nuevo para nosotras porque la verdad que no lo pensábamos a principio de temporada. Venían, nos preguntaban cuál era el objetivo y decíamos “mejorar, seguir aprendiendo”. Y hoy acá estamos, segundas y peleando un ascenso de categoría.

¿Cuáles son las claves de este gran momento que atraviesa el equipo?

Gastón Bonelli: Son muchas cosas. Mucho trabajo, muchos tiempo dedicado, muchas horas de entrenamiento. Uno no vino a Los Andes para ascender. Vine para armar un proyecto de trabajo y acá gracias a Dios se logró muy rápido. Cuando se dice que debe haber una comunión entre las 3 patas de cualquier club es así. Y nosotros lo logramos. Jugadoras, cuerpo técnico y Subcomisión estamos muy unidos y no tengo dudas de que si faltara alguna de las partes, lamentablemente no vas a tener un resultado como éste.

Jesica Jacquemín: La realidad es que muchas de nosotras nunca habíamos jugado en cancha de 11 y sin embargo, todo se fue dando gracias a entrenar, al compromiso, a la responsabilidad. Me acuerdo que una vez nos consultaron para qué estábamos y Cami (por Camila Malter Terrada) dijo “para ascender” y Gastón la retó y le dijo que ese no tenía que ser nuestro objetivo. Que las cosas se iban a ir dando solas y así fue.

¿Se valora doblemente el hecho de haber sido la primera camada de la actividad? Porque se armó todo de a 0, tuvieron que entrenar en canchas que no fueron de césped, viajar a la primera pretemporada, recibir algunas goleadas, también…

Jesica Jacquemín: Sí, sí, totalmente. Acá hay un grupo de 10-12 chicas que venimos desde los comienzos y se ven los resultados. Antes no sabíamos parar una bocha y hoy estamos peleando un ascenso. Entonces se disfruta muchísimo más.

A principio de año dábamos la noticia que Lorena Galván volvía al Hockey después de descartar otras opciones, ¿no te arrepentiste de nada, no?

Lorena Galván: (Se quiebra) Para nada, para nada. A mí pasaba que cuando yo estaba como entrenadora, las veía en la cancha y sufría también por ellas. Porque siempre faltaba algo para ganar y me parecía que se lo merecían. (Sigue llorando) Entonces la meta fue esa. Meterme adentro y si tengo que sufrir lo hago al lado de ellas aportando todo lo que uno aprendió durante tantos años. No era sumar tres puntos y nada más. Era ganar después de pelear y no quedarse con las ganas de algo que estuvo cerca. Yo estaba afuera y me embolada enfrentar a equipos que la tiraban para adelante y ellas hacían todo bien, se esforzaban, y de una pelota colgada, irnos de vuelta con las manos vacías. Y era mi revancha poder meterme de nuevo en una cancha y contagiarlas con mi experiencia.

Vayamos al torneo puntualmente. En la última fecha le sacaron el invicto al puntero Liceo Naval, ¿eso marcó algo? ¿Fue el partido que terminó de definir la película?

Gastón Bonelli: Yo creo que más que el último, el anterior con Belgrano Athletic fue clave. Ellos se estaban jugando las cartas por no descender y nosotros teníamos que consolidar lo hecho hasta el momento. Y con Liceo obviamente, si bien ellos estaban ascendidos, fue lindo haberles ganado porque venían invictos y con puntaje ideal. Pero insisto con lo mismo. Ante Belgrano fue una prueba de fuego y las chicas demostraron mucho carácter, mucha cabeza para jugar al Hockey.

Lorena Galván: No sé si hubo un partido puntual. Yo creo tuvimos muchas fechas que aún perdiendo lo dimos vuelta en el último minuto. Nos pasaba que estábamos en desventaja, pero seguíamos con el mismo ímpetu y lo ganábamos. Como sucedió con U de La Plata allá, mismo SIC, Liceo la última fecha. A nosotros nos conocen muy poco y siempre vamos de punto. Esa es la sorpresa. Nadie se espera que le hagamos tanta fuerza. La mayoría de los equipos cuando les ganábamos se quedan en la mitad de la cancha y dicen ¿“qué onda?”. Lo más importante es que Los Andes es un equipo que nunca se entrega, que maduró mucho en ésta temporada y esa fortaleza es la que nos trajo hasta acá.

 

Viernes 27 de Octubre de 2017 | Hockey Femenino

subir