Color local

En un encuentro saturado de imprecisiones y pelotazos, Marcos Brítez Ojeda dio una hermosa pincelada para por lo menos consolarse en que valió la pena esperar la postergación del partido y aguantar el frío.

Por Pablo García

BRITEZ OJEDA ROMPIÓ CON LA HEGEMONÍA DEL PELOTAZO: Durante el encuentro hubo muchas imprecisiones, que se profundizaron en el complemento, y demasiados maltratos y rechazos a la redonda que, al tomar alturas siderales, parecían buscar compararla con la Luna Llena. Sin embargo, entre las caricias más destacadas está la apertura del marcador de Marcos Brítez Ojeda,  tras recibir el pase de Vombergar, quien le había robado la pelota a Mieres cuando salía en defensa. El capitán hundió el botín y le pegó con cara interna del pie derecho para superar por arriba al 1 visitante ¡Golazo! El volante hizo su segundo gol en el torneo y cosecha 24 en casi 200 partidos con la Mil Rayitas. Otras pinceladas que aliviaron el dolor de ojos de los hinchas presentes fueron los caños hicieron que Gastón Guruceaga y Ramiro López, que llegó a tomar tiempo nuestro fotógrafo Max Palamara.

LOS NERVIOS TE COMEN LAS PIERNAS: Segundo partido de Sebastián Valdez en la defensa de Los Andes para conformar oficialmente por primera vez la dupla central junto a Juan Bravo. El defensor del semillero Mil Rayitas  se afirmó en el final, con un importante quite en una contra a Juan Aguirre, donde quedó lesionado y posteriormente reemplazado. Su compañero, Juan Bravo, tuvo una línea más dura a pura fuerza y potencia. Sin embargo, el colombiano se contagió de las imprecisiones y, en el afán por despejar peligro, un deficiente rechazo finalizó inflando la red en el arco propio.

LOS ANDES SE SUMÓ A LA MARCHA NO AL 2X1 A GENOCIDAS: Los jugadores se vistieron con una bandera exigiendo Memoria, Verdad y Justicia para quienes cometieron delitos de lesa humanidad y contra el 2x1 a genocidas. Mientras una multitudinaria manifestación se concentraba en Plaza de Mayo, en Lomas se sumaban al reclamo.

RETRASO DEL PARTIDO: Central Córdoba llegó recién a las 20.30, horario que estaba pautado el comienzo del partido, por eso el árbitro lo reprogramó para las 21.15 ¿Siesta santiagueña? No, el chofer del micro que traía al plantel desde el barrio de Palermo dijo que salieron alrededor de las 17 y por su puesto tuvieron demasiados inconvenientes con el tránsito. En las puertas del estadio Gallardón los dirigentes de Los Andes recibieron a los recién llegados: gran abrazo entre el presidente Mil Rayitas, Oscar Ferreyra, y el entrenador Gustavo Coleoni, quien llegó nervioso por el retraso pero se fue antes a los vestuarios tras ser expulsado.

ÁRBITROS DELICADOS: Previo al inicio del partido, el personal de catering del club se acercó a los vestuarios de los pitos para dejarles algunas masitas y bebidas. Los jueces pidieron por favor cambiar de marca las gaseosas colas: Coca por Pepsi.

SIGUE SIN ALEGRÍAS: Pasaron 29 años y nueve partidos de una pesadilla sin triunfos ante los santiagueños. El antecendente más cercano de este corto historial fue en 1988 con dos goles del Chato Rosas en Lomas.

 

Jueves 11 de Mayo de 2017 | Fútbol Profesional

subir