Santa alegría

La Primera de Básquet Masculino logró anoche un triunfazo 79-78 ante Defensores de Santos Lugares, como local. La victoria llegó sobre el final luego de una doble falta cometida al juvenil Tomás Cwik. Además se destacó Maxi Schantz.

Por Mauro Castro

Triunfo en casa. La Primera División de Básquet Masculino venció anoche a Defensores de Santos Lugares, en el estadio Gallardón. Fue 79-78. Ajustado, pero no por eso menos festejado...

Se dio un encuentro muy parejo, cómo indica el tanteador final. En algunos tramos, Los Andes iba ganando el encuentro, pero en otros momentos era la visita la que pasaba al frente.

Tan peleado fue que el primer cuarto, que terminó igualado en 25.  En el segundo cuarto, el Mil Rayitas iba un punto abajo hasta que en el cierre del parcial, la visita convirtió un triple y se fue 50-46 al entretiempo.

No obstante, peso a estar 8 puntos abajos, Lomas terminó ganándolo con una jugada de Tomás Cwik, el juvenil Sub 19 al que le convirtieron una doble falta, con el partido 78-76. La dos conversiones le permitieron a nuestro equipo igualar el juego, cuándo quedaban 9 segundos. Luego, Los Andes marcaría nuevamente para asegurarse el triunfo definitivo.

Así cómo Cwik se convirtió en protagonista al convertir los puntos decisivos, otro que la rompió fue Maxi Schantz, que quien anotó 24 puntos (3 de 4 en triples). 

Jueves 1 de Septiembre de 2016 | Básquet Masculino

subir